domingo, 30 de noviembre de 2014

Échale la culpa a San Cristóbal (de como conocí a mi pololo)


Desde hacía no se cuanto tiempo, yo quería conocer México, Y no Acapulco, no Cancún, quería conocer Teotihuacán, el Museo Nacional de Antropología en el DF y San Cristóbal de las Casas. 

Ese año, se había dado todo para que pueda ir a México, me había quedado sin trabajo, me pagaron una indemnización, y me podía encontrar con un pibe que había conocido en Buenos Aires, recorrido un poco y hablado gran parte del año. 

Así entré a México, para el Día de la Guadalupe, una ciudad gigante, un encuentro desabrido y unas amigas nuevas marcaron los días que siguieron a mi llegada. Del DF, pasé a Oaxaca y de ahí a San Cristóbal de las Casas, 

 Viajaba con una guía Michelín, que no estaba del todo actualizada, así que antes de salir de Oaxaca, volví a chequear la dirección del hostel que había elegido en Internet, ahí descubrí que era diferente y si quería hacer valer mi descuento de HI debería ir al hostel indicado.


Los días en Oaxaca no fueron los más felices, un chamarro viejo que me invitó a tomar mezcal, una escuela de niños de inglés que decidían entrevistarme aunque no fuera mi idioma, un corazón desilusionado más que roto marcaron el ritmo de esos días.
Las amigas estaban pero por la noche, así que los días eran al menos raros. Emprendí la retirada casi corriendo, y en un bus, bastante barato me fui cuando ya era de noche.

Así llegué a la mañana muuuuuy temprano al Hostel Posada México. Eran poco antes de las 8 de la mañana y pese a eso pude tomar el desayuno, la habitación era sola para mí, así que busque algo de ropa de día y bajé caminando.


Al llegar a la plaza principal, y al decir ok, te compro esta lapicera a un pequeño, me vi rodeada de vendedores de todos los tamaños y edades que vendían cualquier tipo de artesanía. Juro que estaban por todos lados, casi me hacen perder el equilibrio, pero antes vi como todo el cambio que tenía en las manos se iba entre pulseras, lapiceras, imanes y cosas que iba adquiriendo. Sólo cuando mi monedero quedó en cero quedé sola parada. 

Eso me hizo sentir algo mal, sin embargo, lo estaba logrando, estaba en San Cristóbal de las Casas, se puede decir que estaba cumpliendo uno de mis sueños. 


No salía de mi asombro, el lugar es realmente hermoso. Y yo estaba ahí un poco sola antes de que llegaran mis amigas a las que me iba a encontrar en la tarde de Nochebuena.

San Cristobal es una de las ciudades más bellas que recuerdo, tiene un encanto fuera de lo común, y unos colores hermosos, si me pongo a pensar, es tal vez para mi la ciudad que más representa lo que pensaba que era México, gente cálida, colores fuertes, sabores persistentes y cielo profundamente azul. 


24 a la tarde, reunión con las amigas que había conocido en el DF  -una norteamericana y una italiana- y emprendido mis aventuras por Oaxaca tras fracaso de intento amoroso. Salió restaurante tradicional con guía local - compañero del MBA de la american girl- muchos tacos de cosas raras...incluyendo ¡ubre de vaca! y algunos litros de agua de Jamaica. 
Hay quien dice que el agua de Jamaica se pone más rica para las Navidades. ¿¡Quién lo sabe!?

Era la noche de Santa Claus, sin embargo tenía planeado dormir.
Pero no contaba con la astucia de la vida, y esa noche el Posada México Hostel tenía planeado su fiesta de Navidad. Me iba a dormir, pero mi room-mate mexicana de esos días me pidió que la bancara, quería hacer algo con unos güeritos que tenía visto, Y yo no, no quería saber nada pero bueno, corrí al mercado e hice lo único que podía cocinar a esa hora de la noche. Una asquerosa ensalada de atún.


En la cocina había un yankee que estaba cocinando desde muy temprano haciendo algo que no recuerdo, y unas chicas habían conseguido un vino de su país, y así las cosas hablé un poco con unos argentinos, unos mexicanos y un chileno. La verdad, que no quería pensar y hablar en inglés.



Seguí hablando con el chileno, y nos fuimos a tomar algo en un lugar que tenía algo de revolucionario en el nombre, Pero yo quería que quede claro que nada que ver, que había sido abandonada por un australiano y que no quería conocer a nadie.

Al día siguiente, salimos de nuevo, San Juan Chamula, uno de los lugares más increíbles del mundo sirvió para seguir viaje. Así las cosas, como quien no quiere que pase nada, empezamos a viajar juntos.

Recorrer los mercados de Chiapas, con esos colores que son tan de ahí y que aparecen en mi cabeza cuando pienso en México.

Y volvimos al lugar con nombre revolucionario, y tomamos otro vino, y fuimos a un restaurante argentino en donde escuchaban cuarteto cordobés. Y seguimos viajando, subiendo lomitas y escaleras, caminando por las calles festivas de San Cristobal de las Casas.
Parecía que nadie quería que el tiempo pasara, y que esos días de navidad en San Cristóbal de las Casas quedarán ahí suspendidos en el tiempo. Será por eso que si pienso en un destino romántico, no puedo dejar de pensar en ese San Cristóbal en Chiapas.

San Cristóbal, nos quedó chico, y seguimos viajando. Pasaron más de cuatro años. Y seguimos viajando.

Bueno, tenía ganas de compartirles mi historia, Que para mi es la más linda del mundo. Gracias San Cristóbal por la magia. 

Pollo y chocolate: ¡Mole!



Fresa y chocolate, chocotorta, helado de chocolate, maní con chocolate, chocolate viendo una peli, bombones de chocolate, chocolate con mousse de naranja, chocolate con menta, chocolate blanco, chocolate con dulce de leche, galletitas con dulce de leche. Pero ¿pollo con chocolate? parecía una provocación. Hasta que lo probé y encontré una de las combinaciones más extrañas pero increíblemente más sabrosas que probé. 

¿Qué es el Mole?

Mole es una palabra que viene del  náhuatl  y quiere decir salsa. Dicen que hay tantos tipos de mole, como personas que lo cocinan, pero uno de los clásicos es el "Mole poblano".

¿Qué lleva el Mole?

• 500 gramos de chiles poblano
• 750 gramos de chilaca (o chiles pasillas)
• 750 gramos de chiles anchos
• 450 gramos de grasa de pella o de cerdo
• 5 dientes de ajo  
• 2 cebollas medianas  
• 4 tortillas duras cortadas
• 1 pan frito muy dorado
• 125 gramos de pasas de uva
• 250 gramos de almendras
• Semillas de chile a gusto
• 150 gramos de sesamo
• ½ cucharada de anís
• 5 clavos de olor
• 25 gramos de canela 
• 1 cucharadita de pimienta negra en polvo 
• 4 tabletas de chocolate molidos en un mortero
• 250 gramos de tomate cortado en cubos
• Azúcar y sal al gusto
• 1 pollo/pavo partido en piezas y cocido en un buen caldo de verduras.

¿Cómo se hace el Mole?


Los chiles se pasan por 300 gramos de grasa caliente, se colocan en una olla hasta que den un hervor para que se suavicen. En la misma grasa se le agregan todos elementos y se fríe todo. Por último se agrega el pollo previamente cocido en la preparación.

Lo más difícil, si no estamos en México es conseguir los ingredientes. Hacerlo es fácil.

Fuente de la receta: México Desconocido.

domingo, 21 de septiembre de 2014

A guerrilha natural

Foto: Martín Maistrello

Viver no século XXI e encontrar a guerrilha como algo positivo é polemico. Mas em Buenos Aires há um grupo de naturistas que fazem bombas com sementes, seguindo o metodo Fukuoka.

Deste jeito, a cidade começa ter plantas com frutos comestíveis. Pode ler mas aqui.

jueves, 18 de septiembre de 2014

you, me wanderlust

Ahora está muy de moda tatuarse, el nombre del hijo, la madre, el hermano, el amigo, el vecino, su héroe del fútbol, una palabra motivadora, un sentimiento, su propio nombre, frases de canciones etc, etc.

Si yo me tuviera que tatuar una palabra, creo que debería tatuarme esta palabra, wanderlust. Por que si me pongo a pensar un poco, es mi estado preferido de la vida. Y mejor aún si este sentimiento lo compartes con otro, entonces sí es el estado ideal, porque es como un enamoramiento potenciado.

Pero si llegaste hasta acá es por que quieres saber que quiere decir Wanderlust. Este sentimiento, es una palabra que se usa en inglés, aunque el origen proviene del bajo alemán y quiere decir nada más ni nada menos, que ese impulso, o ganas tremendas de agarrar la mochila y salir a vagar, pasear y explorar el mundo,

Porque cuando estás feliz, wanderlust
Porque cuando estás agobiado, wanderlust
Porque cuando estás sólo, wanderlust
Porque cuando estás acompañado, wanderlust


Así que espero poder seguir desarrollando este sentimiento fuerte de wanderlust  que tan feliz nos hace 

domingo, 7 de septiembre de 2014

¿Cómo presentar un plan de negocios?

Si hay algo que estoy segura, es que quiero que este blog, comience a reflejar lo que hago día a día. Por que si bien "conteno managermente" en una empresa, también escribo, cocino, viajo, ordeno la casa (cosas que de por sí trato de compartir siempre que puedo!) y estudio.

Dentro de mi loleta estudia encontré algo que me parece copado compartir y que tiene que ver con cómo hacer para presentar un plan de negocios. A mi me gustó hacer esta materia, aunque no le dediqué el tiempo que me hubiera gustado,- si llegáste por google a este posteo puedo asegurar que tampoco le estás dedicando tanto tiempo tu, pero no importa, ja!-, Lo que quiero es compartir con ustedes algo simple "cómo presentar un plan de negocios. Espero que les sirva, y que si aprueban, me lo hagan saber


Portada
Debe llevar el nombre de Plan de Negocios + el nombre del proyecto. Nombre de los integrantes del proyecto y un logotipo. Mi proyecto tenía que ver con el "mundo vasco" y el logo estaba creado con los colores de la  ikurriña y una boina. Si no quieren ser los reyes del sentido común, nunca viene de más consultar con algún amigo diseñador gráfico.
Índice 

Sumario Ejecutivo 


Richard Stutely lo plantea como un plan en miniatura, allí debes presentar todo lo que quieres ofrecer de manera tan atractiva que la persona que lea esta introducción se quede con ganas de saber mucho más sobre sobre tu plan de negocios. 

- Introducción
- Organización administrativa
-  Activos necesarios para desarrollar el plan de negocios
- Producto o servicio 
- Estrategia de negocios
- Datos financieros
- Financiamiento 

Ambiente Interno

¿Cómo es nuestro plan de negocios hacia adentro? A dónde queremos llegar, dónde estamos parados.

- Breve historia del proyecto
- Filosofía y valores
- Visión
- Misión
- Organización del negocio 
- Infraestructura del negocio (inventario)
- Productos o servicios
- Competencias fundamentales o esenciales (fortalezas internas)


Ambiente externo

Así como hay un ambiente que define al proyecto hacia adentro hay otro que lo plantea para afuera. 

- El cliente
- Los proveedores
- Los competidores
- Situación de la economía y de la política
- El mercado

Estrategias

- Estrategias comerciales seleccionadas
- Objetivos estratégicos
- Plan operativo

Análisis de riesgos

Generar la pregunta ¿What if? 

Análisis económico financiero
- Presupuesto de ventas
- Estructura de costos fijos y variables del negocio y su influencia para el éxito del negocio.
- Presupuestos económico y financiero 
- Análisis de ratios e indicadores.
- Análisis del retorno sobre la inversión: punto de equilibrio


Por último se puede incluir un anexo con imágenes y conclusiones. Si vas a usar muchos gráficos, puedes pensar en la posibilidad de generar un índice sólo para las imagenes. 


Bueno, espero que te sirva y si es así que lo compartas.










martes, 2 de septiembre de 2014

Tlayuda o como el picante te saca el hambre


Llegabamos del DF a Oaxaca muertas de hambre, un domingo a poco más de las 19. No había ni un alma en la calle, era de noche, y si hacía frío y muuucha, mucha hambre.

Fuimos a un hostel algo alejado para mi gusto, y salimos a ver que era lo que la noche tenía para ofrecer. Así llegamos a la casa de una señora, que tenía un restaurante muy lindo y muy hogareño. Yo rata como soy opte por el plato vegetariano, notablemente más barato que la versión carnívora.

Así que esperamos que la dueña de la casa, que te abría la puerta, te preparaba el plato y te lo servía fuera a preparar la delicia oaxaqueña.

A los largos minutos llegó esta Tlayuda y puedo asegurar que nunca se me fue el hambre tan pero tan rápido.

Una tortilla, tomate, cebolla, palta y algo que parece ser salsa de pizza. Ok, vamos para adelante no más.

No pude, esa salsa de pizza era la salsa más endemoniada de la historia, así que sólo pude comer un poquito de la tortilla que no fue ensuciada por el picante. Nunca pensé que el picor fuera algo tan extenso.

Ese día aprendí que para mi, el mejor lugar para comer en México eran aquellos que en dónde podés decir sin picante.


Restaurante El Escapulario
García Vigil 617, Oaxaca


jueves, 28 de agosto de 2014

Fargo, la serie


Desde que terminé de ver Breaking Bad, la verdad que pensé que nunca más iba a encontrar algo que me enganchara tanto. En el medio vi, #OITNB, Homeland (bien las dos primeras temporadas) #HIMYM, y hasta el Patrón del Mal. Todas tenían altibajos y caminos que no llevan a nada, cierres sin sentido, con tramas que se caen. Pero Fargo, Fargo es todo lo que necesitaba para cerrar ese agujero causado con el fin de la fabricación de esas pastillitas azules.

A mi la película Fargo, 1996, de los Coen Bros. me parece una de esas películas que deben estar entre las 100 películas que ver antes de morir, pero incluso si no la has visto, Fargo, la serie no te puede faltar.

Un vendedor fracasado, un pueblo en donde todos se conocen, frío, una cafetería muy Twin Peaks, una polícia buena, un jefe de polícia inepto, una esposa criticona, otra esposa fácil, un empresario rudo, matones de escuela, un empresario estravagante, un hijo tonto, un hijo solitario, una china que espera, un policía tonto, un matón sordomudo. Las Vegas, siempre Las Vegas. Elementos que hacen de Fargo, una de las mejores series del año.



Fargo (serie), los episodios duran 50 minutos en promedio y para IMDb tiene 9.1. En la foto Billy Bob Thornton, Bob Odenkirk (Oh! si Saul Goodman), y Martin Freeman. Allison Tolman, la mujer policía está bien, pero nunca será como mi adorada Frances McDormand, pero está muy bien. 

Igual la mano se viene con polémica, porque en estos días anunciaron la segunda temporada. En fin, no se como será la que viene, pero esta primera me pareció maravillosa. 

No digas que no te avisé!   

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...